#NoEraPenal y México quedó fuera del Mundial..

Lo podemos ver 457,284 veces y seguiremos diciendo "No era penal".

4 años podemos seguir viendo la repetición y lamentándonos con un "¡Es que no era penal!".


Al mexicano le encanta crear memes, burlarse de sí mismo y de los demás, el mexicano es muy creativo, solamente necesita una excusa para dejar volar su imaginación.

Día 6, y nos sigue doliendo en el pecho mientras Brasil 2014 transcurre con normalidad, como si estuviéramos esperando a que la FIFA salga a pedirnos perdón y decirnos "No se vayan, los meteremos de una forma u otra de nuevo en el torneo".

No hay mexicano que no haya tenido esta conversación, y por más que seas una mujer que jamás mira el fútbol, cuando se trata de México en el Mundial vas a salir a defenderlo aunque ni sepas las reglas del juego, qué es una "fuera de lugar" ó siquiera qué es un penal, vas a salir a gritar "No era penal".

Parece que al mexicano le obsesionó demasiado esta eliminación del Mundial, y es que esta selección sí ilusionaba, pero ahora voy a ese punto, así que déjenme continuar.

Si, soy de los miles de millones de aficionados que sabe que no era penal, ya vi infinidad de veces la repetición, y que yo sepa, la repetición no se ha transformado en un penal clarísimo.

Si, nos eliminaron injustamente del torneo y faltan 4 años para el siguiente, pero debemos de dejar de echar la culpa a ese maldito tiro desde los 11 pasos.

Hace 4 años, le echábamos la culpa al árbitro por la clara fuera de lugar de Tévez y al error garrafal de Ricardo Osorio.

Hace 8 años, le echábamos la culpa al infeliz de Maxi Rodríguez por haber hecho el gol de su vida.

Tenemos que ver más allá, México no solamente quedó fuera por ese penal injusto sobre el más buscado en México, Arjen Robben. Y si se trata de injusticias, a nosotros nos perdonaron uno terminándose el primer tiempo, así que si se trata de equivalencia, se los debíamos.

Muchos hablan de que si hubiera estado Vázquez en lugar de Salcido. No estuvo por su propia culpa, por buscarse una amarilla innecesaria. Además, no me parece que Salcido lo haya hecho mal, y su conocimiento del fútbol holandés era una aportación importante.

La lesión de Héctor Moreno, que se lesionó solo, también influyó. No por echar la culpa a Diego Reyes, que jugó bien, pero el perfil zurdo de quien tuvo que salir de cambio complicaba las acciones ofensivas por ese lado al mencionado Robben. Además, a México le quedaban 2 cambios y 45 minutos por jugar, no podía quemar tan pronto sus cartuchos en caso de cansancio ó cambio de táctica.

Miguel Herrera ha hecho un enorme trabajo a cargo de la selección mexicana, pero si algo no había hecho este entrenador, durante 340 minutos del Mundial, era conformarse.

Le parecía suficiente, fue una estrategia que le salió mal, confió en su defensiva, llámenle como quieran, el 'Piojo' se conformó con el resultado de 1 a 0, y aproximadamente a partir del minuto 70, el tricolor comenzó a bajar revoluciones, tirarse atrás, buscar asegurar el resultado.

El peor pecado de cualquier equipo, y más con el rival que se tiene enfrente.


Comenzó con el cambio Dos Santos-Aquino. Muchos juzgan que el recambio jugó mal, ó que Giovani no debió salir. Soy de los que cree que no lo hizo mal, y además de que Giovani no debió salir, pero no se trata de eso, se trata de la estrategia.

¿Cuándo, en los otros 299 minutos(antes de este cambio), se jugó con 1 solo delantero?

Si nos hubiéramos mantenido igual, mentalizados que el partido estaba 0-0, habría sido otra historia y hasta habríamos podido marcar el segundo que sentenciara, ante la desesperación holandesa que nos abriría espacios y nos dejaría poderlos matar con un contragolpe.

Ahí se sentenció el principio del fin, que ya hace parecer que tenemos un hechizo azteca sobre nosotros que no nos deja pasar del 4o partido.

Nuestra selección no tiene el colmillo. Salvo Rafa Márquez, los demás 10 jugadores en el campo no tenían el colmillo al que recurren las grandes potencias para dejar transcurrir los segundos como agua y volver suficiente una ventaja de un gol.

Si tu objetivo es únicamente mantener el balón lejos de la portería, ¿Porqué no te la llevas a la otra mitad del campo y la retienes en el tiro de esquina?

Sé que, debido a la gran fase de grupos que se tuvo, no se le extrañó a la ofensiva, pero considero que el cambio de Raúl Jiménez por Oribe, en lugar de Chicharito, hubiera influido a favor para nosotros.

Tiene poderío ofensivo, presencia física, mucha técnica.. y a lo mejor, hasta habría sentenciado a los europeos con alguna genialidad, como aquella chilena en el Azteca.


Nunca debió caer el gol de Sneijder. Fue un enorme golpe anímico para nuestro combinado y una motivación impresionante para los de naranja.

México nunca reaccionó a ese gol, con reloj en mano y esperanzado en Súper Ochoa, ya pedía la hora para festejar, cuando de pronto un error defensivo tras un tiro de esquina permitió al número 10 rematar con una fuerza desmedida el balón y romper las redes.

Seguíamos sin creer que ya nos habían empatado, en lugar de buscar retener el balón en búsqueda de terminar el partido para recibir ordenes del general rumbo al tiempo extra.

Estoy seguro que si nos hubiéramos ido al tiempo extra, Herrera hubiera encausado el barco y podríamos haber ganado. Es más, estoy seguro que podríamos haber ganado en los penales, pese a la maldición que yace sobre nosotros históricamente en ese tiro de castigo.

Holanda se tiró con todo al ataque, y, con trampa ó no, estaba consiguiendo su objetivo. En menos de 5 minutos, ya estaba dando la vuelta al marcador y mandándonos a casa.

2-1. Rozamos el quinto partido como si se tratara del paraíso, no nos agarramos bien y caímos de vuelta a la tierra.

Más por errores de México que por méritos de Holanda, ya nos quedamos fuera.

Hay que dejar de echar la culpa al tramposo de Robben, de cantar "Pinches holandeses" y de ver hasta en la sopa de letras y en las pruebas de embarazo que no era penal.

Hay que asumir nuestras culpas, y así como alabamos la enorme labor de nuestro entrenador en este certamen, también critiquemos lo que se hizo mal.

Pasando al segundo tema, considero que, principalmente, nos duele tanto esta eliminación porque este equipo sí nos ilusionaba.

Estoy seguro que más de uno, incluyéndome, pensó "sí podemos ser campeones", y el hecho de que una injusticia en el último suspiro del partido haya sido lo que nos dejó fuera, fue lo que nos dejó en shock. Esta selección nos hizo creer que podíamos ganarle a cualquiera que nos pusieran enfrente, hasta a la maldita Argentina que nos daba dolores de cabeza cada 4 años.

Después de una eliminatoria a base de tropezones, chilenas milagrosas, apoyos del vecino del norte y un repechaje contra un rival infinitamente inferior, muchos llegaron a decir "¿Y para qué vamos, a hacer el ridículo?", y más aún después de saber que nos tocaba en el grupo del anfitrión.

Ni la persona más positiva hubiera creído, después de casi quedar fuera del Hexagonal de CONCACAF, que haríamos tan enorme papel en Brasil 2014, con la mejor Fase de Grupos de nuestra historia, casi ganándole a Brasil y jugando con gran fútbol y mentalidad.

La verdad es que fue una participación redonda. En general, los jugadores dieron un gran Mundial, jugaron muy bien, le metieron huevos, hicieron pedir la hora a un pentacampeón, crearon una conexión nunca antes vista con la afición..

En un Mundial tan raro, y en el que no hay una selección que yo diga "merece ser campeona", podíamos haber sido nosotros quienes alzábamos a Jules Rimet en el Maracaná el 13 de julio.

Teníamos todo a nuestro favor: fútbol, afición que nos hacía locales cada partido, motivación, campeones del mundo (en categorías inferiores), medallistas de Oro en los Olímpicos, liderazgo, solidez defensiva, gran parte de jugadores en Europa, una semifinal asegurada vía Costa Rica (aunque nunca hay que confiarse, y los ticos se echaron a Uruguay e Italia)..

Hay quien dice que si no fue ahora, no será nunca. Yo digo que si se sigue trabajando de la misma manera, y con continuidad, en 4 años podemos caminar tranquilamente a Rusia y ser serios candidatos al título.

Hoy en día, el mundo nos ve con otros ojos.
México no volverá a ser considerado 3 puntos seguros.
México será visto como un rival difícil de vencer, que le puede jugar al tú por tú a quien sea.
Nos hemos ganado el respeto y la admiración del mundo.

La eliminación de esta selección nos dolió más porque sí nos hizo soñar.. con las demás, podíamos apelar con el "jugamos como nunca, perdimos como siempre contra Argentina" ó "de todos modos íbamos a quedar fuera", y lo peor es que otra vez nos quedamos estancados en la misma etapa.

Gracias al capitán Rafa Márquez, quien además jugó su último Mundial, a Giovani, Oribe, Moreno, Herrera, Vázquez, Guardado, Layún, San Ochoa, Marco Fabián, Aguilar, Chicharito.. a nuestros 23 representantes, hayan tenido minutos ó no en la cancha, al cuerpo técnico, y a Miguel Herrera.

Un enorme motivador, pero ahora ya calló todas las bocas y demostró que también es un gran estratega, y es conocido en todo el mundo.

Cometió algunos errores que habrían cambiado enormemente la historia, pero todo mundo se equivoca, y no hay que dejar de agradecer todo lo que aportó a este combinado tricolor, le dio esperanzas a un país.
Yo estoy con su continuidad, y seguramente 115 millones más me respaldan.

Para acabar, el mundo también perdió cuando perdimos, un Mundial no es el mismo sin México.. se quedan sin color, sin cánticos, sin pasión, sin una afición tan entregada, sin el "eeeehhh p...", entre muchas otras cosas.

Hay que dejar el "hoy estaríamos jugando los 4tos de final", hay que dejar el "no era penal".



Para dudas, sugerencias y comentarios, contacto a mi Twitter: @SergioGomezMtz

Comentarios

Entradas populares de este blog

Santa Clara del Narcollavero, Parte 1.

Puebla de los Narcollaveros, parte 2

Las 10 películas "random" que recomiendo..